IMPRESCINDIBLES DEL LUNES II (TAMBIÉN SUBTITULADOS)

• SCIOLI: “HAY GOBERNADORES QUE TEMEN QUE LOS ESTÉN ENTRETENIENDO. POR ESO EL PJ LES DARÁ SU APOYO”. • PEPE, EMBAJADOR ANTE GOBERNADORES, TUVO CITA DISCRETA CON FRIGERIO. • CAPITANICH EMPUJA NUEVO PJ SOBRE LIGA DE INTENDENTES, QUE SE LLEVA AL CHACO. • LA PELEA CENTRAL DEL PJ: LA LEY CERROJO. GOBERNADORES APOYAN DEROGACIÓN. ALICIA NO. • LAS PEÑAS QUE NO LE TEMEN A LOS CALORES.

SCIOLI: “HAY GOBERNADORES QUE TEMEN QUE LOS ESTÉN ENTRETENIENDO. POR ESO EL PJ LES DARÁ SU APOYO.”

Le pregunté a Daniel Scioli si irá el miércoles a la reunión de consejeros del PJ: “Claro que iré, porque los gobernadores temen que los estén entreteniendo desde la Nación, y tienen derecho a que el partido se exprese en respaldo de la devolución del 15% de la coparticipación”. Según el ex candidato, ha sido un error para el gobierno el último decreto que canceló la devolución de impuestos, porque ha logrado unificar al peronismo detrás de un solo reclamo. “Eso es más importante que otras discusiones como kirchnerismo si o kirchnerismo no. Los gobernadores necesitan el apoyo del partido y lo vamos dar”. El ex gobernador se reunirá el martes con José Luis Gioja, que tiene todos los números comprados para ser el nuevo jefe del PJ, quien es responsable de un documento que ya conocen los gobernadores, que unifica todos los reclamos de ese 15% de la coparticipación como indiscutible.

Scioli habló en las últimas horas con Gioja, Juan Manzur, Jorge Capitanich y otros caciques del peronismo para asegurar que la reunión se centrará en ese reclamo, y que no derivará a discusiones que puedan dividirlos, como el caso Sala o las tentaciones massistas. “El reclamo de los gobernadores dispersó otras cuestiones menores, si no miren cómo Urtubey, que había aparecido con Massa, estuvo también en San Juan con el mismo reclamo”. Scioli dijo creer que este gesto de los mandatarios pone al peronismo en el rol donde lo pusieron las urnas. “Tenemos que expresar lo que piensa el 49% de la gente que nos votó a nosotros. Y vemos que se está cumpliendo todo lo que dijimos en la campaña, como la pérdida de empleos, la baja del salario familiar por el aumento de precios, etc. “Las críticas que pueda hacer yo son para cooperar”, aclaró cuando le pregunté qué tipo de oposición. “Creo en el gradualismo prudente”, dijo sobre las medidas del gobierno. Dijo que los sindicalistas son los que más advertidos están sobre los efectos en el empleo. “El primero que reaccionó fue Moyano, cuando dijo que no nos vengan con que hay que bajar salarios o despedir gente”. “Ellos – dijo con referencia al gobierno – creen que los salarios están altos y la economía no es competitiva, pero eso hay que remediarlo con un gradualismo y no recortando el salario familiar, que está castigado por la suba de precios y ahora de las tarifas. Nadie defiende a ñoquis – agregó – pero hay pérdidas de trabajo en la administración y también en la actividad privada. Ya ven que hay reincorporaciones después de esas cesantías”.

Sobre la nueva cúpula del PJ, Scioli cree que la figura de Gioja puede ser la salida para que no haya elecciones internas que dividan más al peronismo. “Pero debe haber también una expresión del peronismo de Córdoba y de San Luis en una nueva conducción”, insiste.

PEPE, EMBAJADOR ANTE GOBERNADORES, TUVO CITA DISCRETA CON FRIGERIO

Hablando de carnaval, hasta en esas mascaradas se cultiva el suelo verde donde crece, fatal, el espinoso cardo. Un grupo de embajadores aceptó la invitación de Gustavo Canteros -vicegobernador peronista del gobernador radical Ricardo Colombi-  para pasar un fin de semana en la fiesta de Carnaval. El grupo representaba a países como India, Guatemala, Tailandia, Filipinas, Malasia, Costa Rica, República Checa, Vietnam y Argelia, pero los acompañó un embajador singular, José Scioli, presidente de la fundación DAR, que es donde tiene hoy sus oficinas su hermano. Pepe Scioli estuvo en ese grupo porque allí también hay un plan: el año que viene Corrientes elige gobernador y Colombi no tiene reelección (cumple su tercer mandato). Canteros es precandidato a sucederlo y es un hombre que tiene como referente a Scioli. En esa provincia los apoyos externos son cambiantes, como cuando el competidor local de Canteros, “Camau” Espínola se identificó, sucesivamente, con Scioli y después con el camporismo. Con esa trama estuvo José Scioli en Corrientes el fin de semana, en donde Canteros hizo lo más parecido a un lanzamiento de candidatura.

Esa gira que pareció festiva, pero que tiene médula política, le pone luz al rol que tiene junto a su hermano, en nombre de quien estuvo en la cumbre de gobernadores de San Juan hace una semana, y también el miércoles en el CFI, en la previa de los mandatarios peronistas a la que tenían ese día en Casa Rosada, con Rogelio Frigerio. Quien busque más testimonios sobre esta actuación de “Pepe” como operador de sciolismo en otras carpas lo encuentra en otro encuentro que no estaba en ninguna agenda y que puede tener trascendencia hacia adelante. Ocurrió el viernes, también la casa de Gobierno, donde charló con Frigerio durante más de una hora. El visitante le llevó una gruesa carpeta con los proyectos y las llamadas actas-acuerdo, que firmó Scioli durante la campaña electoral con gobernadores, empresarios, sindicalistas cámaras empresarias, rectores de universidades. Pepe le explicó que veía que muchas medidas en las que está avanzando el gobierno estaban diseñadas en esos acuerdos, que tienen además información detallada de la situación de cada sector. “Este material es invalorable”, le diría el anfitrión a este Scioli, que le trasmitió, sin ser mandatario, la opinión de los gobernadores sobre el lema “la gobernabilidad es un camino de ida y vuelta”. Esa frase, repetida en San Juan y en el CFI expresa la voluntad de la mayoría de los gobernadores de buscar una conciliación de intereses con el gobierno nacional, que sea beneficioso para los dos lados de la mesa. Nadie asumirá el padrinazgo de esa reunión, que se justificó en las dos partes por una vieja amistad, pero que no se entiende sin reparar en el rol de consejero que tiene Pepe sobre Daniel. Con llaneza el visitante le dijo que los gobernadores están para un acuerdo, si les sueltan el 15% de la coparticipación pisada por la Nación (y que esta semana puede destrabarse), y si se actualizan pagos de obras públicas para frenar las amenazas de despidos y suspensiones de obras públicas. Hasta están para apoyar la reforma electoral, que en realidad es aplicar sólo la boleta electrónica que ya rige en Salta, Chaco, Capital Federal y algún distrito más, algo que los pícaros llaman la “reforma Angelini”, por el nombre del empresario que provee los equipos para esa modalidad del voto. “El año pasado hubo 30 fechas con elecciones”, comentaron en esa mesa para justificar la unificación de los comicios. Según el gobierno debe haber dos fechas, un para elecciones provinciales y otra para las nacionales, algo que el peronismo mira con recelo porque dice que es para perjudicarlo, porque el peronismo suele beneficiarse del efecto de arrastre de campañas nacionales.

La reunión del miércoles está llamada para convocar a elecciones de autoridades y a un congreso partidario para este mes que algunos, como Jorge Capitanich, quieren que avance en una reforma del sistema electoral que compense las ventajas que tiene el distrito Buenos Aires sobre los demás, por su gran población. Es difícil que esta vez pueda implantarse la elección indirecta por compromisarios con mandato vinculante, que permitiría balancear las diferencias demográficas. Por ahora la puja parece mantenerse en términos clásicos para lo que es el peronismo, es decir mucha pirotecnia para al final negociar una lista única. Eso les permite eludir una confrontación entre sectores, que puede hacer tambalear la unidad que han logrado gobernadores e intendentes en demanda de mejor distribución de fondos. La novedad es que las tribus del peronismo se han lanzado a una gran campaña de afiliaciones en la que compiten intendentes, gremios, jefes partidarios, etc. Todos están afiliando y eso significa juntar artillería para hacer pesar posiciones en una negociación de la lista única. Afiliados quiere decir poder territorial y el peronismo que discute hoy el control del partido quiere afirmar en la cúpula a las territorialidades, frente al cristinismo, que tiene sus posiciones por el control del aparato hasta el 10 de diciembre.

CAPITANICH EMPUJA NUEVO PJ SOBRE LIGA DE INTENDENTES, QUE SE LLEVA AL CHACO

El intendente de Resistencia avanza en un plan de montar la estructura del PJ con los intendentes. Ya logró que el presidente de la FAM (Federación Argentina de Municipios) Julio Pereyra, le habilite la fecha del 10 de febrero para una sesión en la capital del Chaco del bloque del Frente para la Victoria dentro de esa organización. Viajarán un centenar de intendentes para un acto en el cual Capitanich festejará la recuperación de esa ciudad para el peronismo después de muchos años en manos del radicalismo. No es más gobernador, y empuja un cambio de la hegemonía de éstos en la conducción del peronismo. Está eufórico con esos proyectos.: “Todos tiran para un lado, yo para el otro; ¡cómo me voy a divertir!”, exclama cuando le preguntan sobre su futuro, que incluye la posibilidad de presentarse a elecciones el año que viene como candidato a diputado nacional para arrastrar hacia arriba las demás listas. “¿Será testimonial? No lo sé hoy, porque hoy quiero terminar los cuatro años de intendente”, me dijo.

En ese congreso también puede aparecer la propuesta de Capitanich, que tampoco es original de él, de lanzar una Internacional Justicialista que busque amigos entre los gobiernos de la región que se identifican como de la línea populista. El peronismo estuvo ligado a la Internacional Demócrata Cristiana hasta un congreso de Lanús de 2002 adonde fueron Néstor Kirchner, Adolfo Rodríguez Saá y Eduardo Duhalde. Allí, el veterano dirigente Lorenzo Pepe hizo un discurso promoviendo la desvinculación de esa liga. El congreso ordenó que Jorge Landau gestionase la desafiliación, pero cuando quiso hacerlo, descubrió que esa IDC no tiene sede formal, aunque sí cobra una cuota a los partidos miembros. Para divorciar al PJ de ese club, debió mandar una decena de mails a dirigentes democristianos de varios países que tenían cargos en esa liga, anunciado que no quería estar más. Le reclamaron la cuota atrasada, pero nunca se pagó y ahora el PJ no tiene afiliación internacional. El lugar del PJ lo ocupó el Pro, que ha tenido en su campaña el auspicio de fundaciones alemanas que son de ese palo. Ahora vuelve el sueño de una IJ (Internacional Justicialista) a que quieren afiliar a los partidos de Lula y otros del campo populista.

LA PELEA CENTRAL DEL PJ: LA LEY CERROJO. GOBERNADORES APOYAN DEROGACIÓN. ALICIA NO

Esa unidad de los gobernadores tiene una piedra en el zapato, que es la disidencia que hay frente al principal proyecto que busca negociar el gobierno, por ahora en silencio: la derogación de la ley cerrojo, que permite abrir la renegociación con acreedores internacionales, para darle viabilidad a un acuerdo con los demandantes en el juzgado Griesa. Ese proyecto es apoyado por la mayoría de los gobernadores, y motivó un agrio desencuentro el miércoles en el CFI entre ellos y Alicia Kirchner, quien les avisó que ella va a mandar a votar en contra. ¿Por qué? “- Porque eso es la antesala del endeudamiento y yo no quiero que el país vuelva a endeudarse”. Saltó Carlos Verna, que ya la había arrinconado con recuerdos del kirchnerismo malo en la reunión de San Juan, y le preguntó en voz alta: “¿Me vas a decir cómo va a gobernar así tu provincia, que está quebrada?”. Algunos gobernadores se sumaron, pero la mesa cabecera apagó el estallido. Igual quedó abierta la puja que se verá el miércoles en el congreso del PJ, porque esa ley la pide el gobierno fuera de los protocolos escritos, como condición para cualquier acuerdo. Se entiende el gesto de la gobernadora de Santa Cruz, porque el control de su cuñada es casi un control de alcoba por la intimidad que las une y ella nunca podría explicarle un voto en favor de la derogación de esa norma que el kirchnerismo santificó sin muchas razones de peso, por la demonización del endeudamiento como un pecado de lesa ideología, por puro proselitismo.

LAS PEÑAS QUE NO LE TEMEN A LOS CALORES

La canícula estival no impidió que la ya clásica peña conocida como Círculo Azul se reúna, aunque en versión reducida, debido a que varios contertulios están de vacaciones. Fueron de la partida esta vez Roberto De Luca, Horacio Spinetto, Roberto Del Villano, Carlos Francavilla, Hugo Maradei, Pelusa Suero, Luis Grossman y Horacio de Dios, y la cita tuvo lugar en el elegante espacio cultural Estación R, propiedad de Roberto De Luca, en Riobamba al 1100. La velada, que se prolongó hasta las dos de la madrugada, inició con los primeros brindis con Hesperidina, Gancia, Campari con jugo de naranja o whisky, se escucharon los comentarios de Spinetto acerca de la verdadera muestra de pinturas de Juan Agustín Bassani, que ornan las paredes de Estación R y recordando que fue denominado el pintor de los grises por Quinquela Martin y fue uno de los fundadores de la Agrupación Gente de Arte y Letras Impulso. Allí precisamente a partir de marzo, se trasladará esa magnífica colección, dando inicio a la primera muestra plástica del año en la señera asociación. Hugo Maradei recibió tres magníficos dibujos originales de Alberto Ciupiak donados por Ernesto Rostkovski al Museo del Dibujo e Ilustración que aquel dirige: un retrato de Enrique S. Discépolo, una imagen de la Catedral de Barcelona y una tinta con un caserío de pueblo del campo.

En la mesa redonda fueron servidas extraordinarias picadas ofrecidas por Roberto De Luca, un anfitrión de lujo. No hubo orador sobre un tema central como es habitual, sino que el reducido número de comensales permitió diversos temas de conversación en el que todos participaron. Una vez más Roberto Del Villano cautivó con sus magníficas anécdotas de la vida plástica; Pelusa Suero recordó con gracia antiguas propagandas radiales; Francavilla confortaba y animaba a Spinetto, quien anunció que había recibido la ominosa intimación a iniciar los trámites jubilatorios. Maradei puso el acento en situaciones de actualidad; Luis Grossman, tocado sombrero Panamá, que le da un aire de petrolero texano y Horacio De Dios, disculpándose por sus excesos verborrágicos aportó su particular color a la amabilísima reunión, que culminó, como corresponde con unos buenos espumantes de la bodega Chandon.

La foto: en el centro, José Scioli y el vicegobernador Gustavo Canteros junto a los embajadores que viajaron a Corrientes para el Carnaval: Luis Alberto Cordero (Costa Rica), Petr Kopriva (República Checa), Nguyen Dinh Thao (Vietnam), Yemba Lohaka (Congo), Benaouda Hamel (Argelia), Guela Sekhniachvili (Georgia), José Arturo Rodríguez Díaz (Guatemala), Devendra Kumar (India), Jesada Chavarnbhark (Tailandia), María Amerita Aquino (Filipinas), Mohd Ashri Bin Muda (Malasia). Asistieron a un lanzamiento de candidatura a gobernador.